Bata: nuestra nueva vida en Guinea Ecuatorial


Aquí estamos con un poco más de información que la otra vez, instalados y con las cosas un poco más claras. Estos días no han sido fáciles, muy al contrario, han sido duros, días de adaptación a todo. Llegamos a Bata de nuevo de noche y lloviendo. Nos recogieron otras dos españolas que están trabajando aquí en la fundación: Alicia, la administradora de la Fundación aquí en Guinea, y Maria, de 22 añitos y llegada hace sólo una semana. Es enfermera y dentro de un par de semanas, cuando conozca mejor la organización, se va a meter durante meses en un poblado del interior del país, a trabajar en un puesto de salud. Nos trajeron a donde hemos dormido hasta ahora: la sede de la fundación, ya que hasta que no se fuera Carmen, la antecesora de Pablo, no podríamos ocupar su cuarto en la casa de expatriados. Mientras, debíamos dormir en uno de los 3 dormitorios que hay en la sede, la casa en la que se encuentran las oficinas y en la que Pablo, y espero que yo, vamos a trabajar.

La sede es fría, porque todas las habitaciones están convertidas en oficinas. Tiene una cocina en la que se desayuna a media mañana y que tiene hormigas y cucarachas por millones, incluso dentro del frigorífico. Y nuestro cuarto: una habitación inmensa con un gran cuarto de baño sin agua corriente. Todo un poco destartalado y poco acogedor. Y el agua del cubo con la que debíamos lavarnos estaba completamente verde, pero completamente verde.
 
NUESTRA HABITACIÓN EN LA SEDE
EL CUARTO DE BAÑO
LAS VISTAS DESDE UNA VENTANA 
LAS VISTAS DESDE OTRA VENTANA
La sede está blindada. Aquí hay muchos robos y la sede es muy golosa por todo lo que hay en su interior, así que es como una cárcel, tiene rejas y más rejas, candados, cerrojos internos, palos atrancados por dentro... y un último cerrojo que se cierra desde fuera y de cuya llave se encarga uno de los dos guardias de seguridad que 24 horas al día custodian la puerta. Así que nos dejaron dentro, cerraron los cien mil cerrojos y a dormir.

A la mañana siguiente, ya de día, se veía todo de otra forma. A las 8 llegó todo el personal a la oficina. Hay varios guineanos e inmigrates de otros países de los alrededores, Antonio, el contable, que es italiano, y el resto españoles. El horario de oficina es de 8 a 3 y a media mañana se puede tomar galletas y zumo en la cocina. La primera mañana yo me sentí bastante desubicada. Pablo andaba de reuniones de aquí para allá, muy liado, y yo sin encontrar mi sitio. Aunque no estoy contratada pretendo aprender de coordinación, así que me estoy leyendo los mismos documentos que Pablo, el convenio entre el Ministerio de Salud y FRS, los objetivos, los cursos... todo absolutamente, para enterarme, antes que nada, de cómo funciona el sistema. Pero claro, al principio es duro porque no conoces a nadie, realmente no tienes nada “oficial” que hacer... es complicado. Pero tengo que decir que me he empezado a sentir bien bastante pronto, mucho antes de lo que yo pensaba. La habitación la vi distinta a la luz del día, llena de ventanas, con mucho sol... y la gente es encantadora y están pendiente de mi todo el rato: que les acompañe a hacer algo, que les ayude con algo, que si Pablo está en reuniones que me vaya con ellas por la tarde... en fin, que me han hecho sentir muy bien la verdad, muy arropada. Y como a la vez hemos llegado varios nuevos, pues también hemos hecho piña, y eso ha servido para que me sienta mejor. Así que después de unos primeros días de nervios y sentimientos encontrados, ahora me siento a gusto e ilusionada.
LA CASA DE LA SEDE DESDE FUERA
NADA MAS ENTRAR, EN LO QUE ERA EL SALON, YA HAY VARIAS MESAS DE TRABAJADORES
UNA DE LAS HABITACIONES CON VARIAS MESAS: LA SALA DE LA MUCHEDUMBRE
EL DESPACHO DE PABLO Y CARMEN Y EL HISTERICOS CON EL TRASPASO
Me encanta el equipo, me encanta el trabajo. Después de la jefa, que no la conocemos porque está de vacaciones, somos los mayores de los expatriados, así que vamos desde 34 a 22 que es la más jovencita. Y me encanta ver a un grupo de gente de esa edad trabajando tan duro, tan profesionales, intentando levantar el sistema de salud de todo un país, es algo mágico, en serio, a mi me resulta sorprendente.
El fin de semana fue de despedidas: el viernes en la sede se hizo una despedida para Carmen, la coordinadora sanitaria, que ya se marchaba para España. Aquí estuvimos todos almorzando, y hasta se presentó uno con un “pangolín”, que es como un armadillo que se hace bola pero más pequeño. Aquí se lo comen frecuentemente. Por la noche cenamos en un sitio de pescado a la brasa y nos juntamos más de 20 españoles, el sábado almorzamos en un italiano y fuimos al aeropuerto a despedir a Carmen, por la noche de nuevo cena en la calle... menos mal que si vas a sitios locales a comer pagas como 7-8 euros por persona. Si vas a un italiano, o al centro cultural francés o español, pagas unos 15 euros por persona.
TODOS COMIENDO EN LA SEDE
EL PANGOLIN
TAMBIEN ALMORZAMOS EN UN SENEGALES. BUENO, NO ERA UN RESTAURANTE COMO TAL PORQUE DE ESOS HAY DOS EN LA CIUDAD, MAS BIEN ERA COMO UN CHIRINGO DE MADERA. PERO COMIMOS CARNE DE CEBÚ, QUE ES COMO UNA VACA CON CUERNOS LARGOS, Y PESCADO, QUE POR AQUÍ HAY MUCHO Y MUY FRESCO.
El domingo nos fuimos todos de excursión a pasar el día al punto más al sur del país, a la frontera con Gabón, de la que nos separa un gran río. El interior del país es increíble, todo pura vegetación, sonidos de animales, ríos con mucha fuerza, y caminos de tierra roja cruzando por pequeños pueblos. Fue un día muy movidito porque paramos a hacer una foto en una iglesia y salió a recibirnos el agente de salud de ese poblado. Aquí el sistema de salud del país está dividido jerárquicamente en hospital, del que dependen varios centros de salud, de los que dependen puestos de salud en los pueblos más perdidos. Así un centro de salud cubre todo un área por el que hay puestos de salud en los pueblitos pequeños. Además el Centro de salud dispone de un equipo móvil con profesionales que visitan los puestos de salud (sólo les da tiempo a hacerlo como una vez cada tres meses) ya que en el puesto de salud sólo hay una persona a la que se le han dado un par de semanas de formación para que sepan detectar malaria, cortar diarreas... con algunos medicamentos básicos. Pero no sabe mucho más así que si es algo más grave o la gente del poblado espera a que venga el equipo móvil cada 3 meses o tienen que ir al centro de salud, cosa que nunca hacen porque no tienen cómo. Hay zonas tan alejadas que no tienen ni puesto de salud y sólo disponen de la visita del equipo móvil una vez cada tantos meses. Así es cómo funciona la salud del país.
Bueno todo esto para explicar que nos paramos en un pueblo a hacer una foto de una iglesia y nos salió el agente de salud del poblado y ya nos enseñó el pueblo, su puesto, las letrinas, la iglesia... fue muy interesante porque nos explicó muchas cosas y para Pablo y para mi fue una buena introducción en el país.
EL EXTERIOR DE LA IGLESIA
EL INTERIOR, IBA A EMPEZAR LA MISA Y HABÍA ALGUNAS SEÑORAS DENTRO
ESTUVIMOS TOCANDO LOS INSTRUCMENTOS DE MÚSICA Y LAS SEÑORAS HASTA NOS CANTARON ALGUNAS CANCIONES
EL PUESTO DE SALUD POR FUERA
EL INTERIOR, CON UN PESO PARA ADULTOS, OTRO PARA BEBÉS COLGADO DEL TECHO, ALGUNOS MEDICAMENTOS Y UN ROTAFOLIOS CON IMÁGENES CON LAS QUE LE EXPLICA A LAS MAMÁS QUÉ HACER CUANDO SU HIJO ESTÁ ENFERMO. MUY ILUSTRATIVO.
Una vez terminada la visita seguimos nuestro camino hacia la frontera. Hay que pasar muchos puestos de control de militares, uno cada 5 kilómetros. Tienes que decir a dónde vas, para qué... algunos preguntan menos y otros son más saboríos y preguntan más, pero la verdad es que el coche de Cooperación Internacional te abre puertas y hace que te pregunten menos. Pero pasamos un río muy chulo y muchos pueblos. La mala suerte es que escuchamos un ruido muy fuerte como de aire y vimos que habíamos pinchado una rueda. La suerte es que nos cogió justo pasando un pueblito. Pronto salió un montón de gente para ver qué había pasado. Nosotros llevábamos rueda de repuesto pero no llevábamos ni gato, ni la herramienta para quitar las tuercas, así que mal íbamos. En el pueblo nos dijeron que había una persona que quizás tuviera un gato, pero que estaba en la reunión del consejo del pueblo y que hasta que no acabara no nos podría ayudar. Empezamos a parar a los coches que pasaban, que no eran muchos, es más, era como mucho uno cada 10 minutos. Pero ninguno tenía para quitar tuercas tan grandes, todos eran más pequeños así que allí estuvimos un montón de tiempo, hasta que pasó un coche con un gato potente para levantar ese coche y lo de las tuercas. Mientras, estuvimos charlando con todos los del pueblo. Pasamos dos horas allí hasta que pudimos poner la rueda nueva y seguir nuestro camino.
AQUÍ EL GRUPO QUE ÍBAMOS: JUAN EL PSIQUIATRA, MABEL LA ENFERMERA, NACHO QUE HA VENIDO UN MES A DAR UN CURSO DE REDACCIÓN DE PROYECTOS SOCIALES, MERCHE, UNA PEDIATRA QUE TAMBIÉN ESTÁ POR UN MES, Y YO
EN EL RÍO, BASTANTE POTENTE.
CAMBIANDO LA RUEDA, AHÍ PARADOS AL SOL NOS ACHICHARRAMOS TODOS
Y pudimos llegar a nuestro destino pero tan tarde que sólo dio para asomarnos al delta, comer antílope en un restaurante del último pueblo y volvernos para casa antes de que se hiciera de noche a las 6 de la tarde.
LA DESEMBOCADURA DEL RÍO MUNI
COMIENDO ANTÍLOPE
EL PRIMER ASENTAMIENTO ESPAÑOL EN GUINEA SE HIZO AQUÍ, EN ESTE SITIO TAN REMOTO, Y ESTA PRECIOSIDAD FUE LA PRIMERA IGLESIA
Y hemos comenzado una nueva semana sin puente, porque aquí no se hace fiesta. Hoy hacemos 10 días en el país y la verdad es que me siento mucho mejor, tengo la sensación de que poco a poco nos haremos un hueco y que vamos a pasarlo bien aquí y, sobre todo, a aprender mucho. En principio el convenio acaba en marzo, así que se supone en en marzo volvemos a España. Se firmó un convenio de 4 años con el ministerio para llevar a cabo el programa de puesta en marcha del sistema sanitario para que los centro se autogestionaran. Pero los 4 años acaban en diciembre. Se ha conseguido una moratoria de unos 2-3 meses, el tiempo hasta que se les acabe el dinero. A la mayoría de los expatriados se les acaba el contrato en diciembre, así que casi todos se van a mediados del mes que viene. Hasta febrero-marzo sólo quedaremos unos pocos, muy poquitos, y ya en marzo se supone que nos vamos todos porque se acaba el proyecto. Se está intentando firmar un nuevo convenio pero hay que poner de acuerdo a dos partes: la AECID española que es la que pone el dinero y el Ministerio de Guinea, que pone dinero, gestión y profesionales. Así que, mientras se llega o no a un nuevo acuerdo, de momento esto se acaba en marzo y todo el mundo a su casa. Nosotros vamos a aprovechar al máximo estos meses, a sacarle el máximo provecho y ya está. Como recursos nos sobran, ya nos buscaremos algo para marzo.

Os voy a contar algunas peculiaridades de este país, que es bastante especial: es una dictadura y hay mucho control y hay prohibiciones tan graciosas y absurdas como caminar por la calle con un mapa, de hecho no hay ningún mapa de las ciudades, hacer copias de llaves o hacer fotografías en lugares públicos. Además no se puede entrar al país como turista, sólo con un contrato de trabajo y aún así cuesta muchísimo entrar. A nosotros nos lo hicieron rápido porque teníamos carta de la AECID pero ahora, por ejemplo, quiere venir el antiguo coordinador de FRS, que pasó aquí dos años, que se conoce a todo el Ministerio de Salud, que hizo muchísimo por este país y lo quieren todos aquí un montón. Pues intenta venir a impartir una jornadas a los sanitarios y a los del Ministerio y no le conceden el visado para entrar, y son ellos mismos!!! no es para flipar? Pues a día de hoy no hay visado para este chico y para el curso están convocados todos los peces gordos y representantes de todos los hospitales y centros de salud del país el lunes que viene. A ver cómo se resuelve, Pablo, de momento, se está comiendo el marrón. Y no os preocupéis por lo de prohibido hacer fotos, yo llevo mi cámara a todas partes y hago fotos cuando no hay militares, siempre pidiendo permiso a la gente, así que seguiré ilustrando mis post.
Por cierto, para los quenos preguntan, aquí hace un calor terrible, una humedad de la muerte y estamos comidos por los mosquitos. Bueno, el calor no es tan insoportable para los sevillanos, dicen que en la época seca hace más calor, pero la humedad hace que se lleve peor. Y debo tener a estas alturas como 50 ronchas en mi cuerpo. Y aunque intentamos cuidarnos porque aquí es muy fácil pillar paludismo, es inevitable que te piquen, están por todas partes.
Y recién mudados desde anoche a nuestra nueva casa, pero eso os lo cuento en el siguiente post porque es muy largo. De momento os doy las gracias a todos los que nos habéis escrito por el blog o por el facebook para darnos ánimos, nos hace mucha ilusión cada vez que alguien escribe algo, aunque algunas veces aparece como anónimo y no sabemos quién es. Pero gracias, de verdad, gracias por animarnos a seguir, que algunas veces cuesta un poco. Pero estamos bien, veo a Pablo más animado, controlando un poquito y con muchas ganas de aprender. Y yo también, así que seguimos luchando!!!! besitos mil a todos.

Pablo Troncoso Web Developer

19 comentarios:

  1. Unos luchadores natos, eso es lo que sois, siempre luchando por vuestro sueño aunque a veces la situación no sea la más favorable. Muchísimo ánimo, muchísima fuerza que lo peor ya casi lo habéis pasado. Comparando la situación del sistema sanitario español me hace ver lo afortunado que somos y lo poco que a veces valoramos lo que tenemos.

    Seguid contándonos vuestras experiencias que yo quiero saber más :P Un beso y un abrazo. Andrea.

    ResponderEliminar
  2. Soy Berta, la chica que os pidió consejo sobre Ecuador ( ya fui, 7 meses, y regresé hace un año ) Cómo pasa el tiempo !!
    Pues nada, que os sigo leyendo todas las veces y me encanta ver que estáis por África :) os deseo mucha suerte en todo y muchos ánimos !!
    Un beso !

    ResponderEliminar
  3. ánimo chicos. Sois de verdad encantadores y os leo cada vez que publicáis algo.
    mucha suerte y deseando de saber de nuevo vuestro día a día en Guinea.

    besos

    ResponderEliminar
  4. ¿ Qué tal va en vuestro nuevo destino ? Ya me extrañaba que estuvierais tranquilamente en Sevilla, lo vuestro es la aventura.
    Adaptarse cuesta, pero tenéis la ventaja del idioma y algo habrán aprendido de nuestras costumbres en la excolonia.
    Ánimo y seguiremos tus cónicas Elena,¡aprovecha tu tuiempo libre para tenernos informados!
    Un abrazo
    La Vuelta al Mundo de Asun y Ricardo

    ResponderEliminar
  5. Bizente VLC/BCN/TFE...2 de noviembre de 2011, 13:54

    Mi nombre es Vicente. He vivido, desde que descubrí vuestro blog, (creo que al principio de empezarlo vosotros) en varios sitios: en Valencia, en Barcelona, y ahora en Tenerife. Buscando curro. Sin mucho éxito, a pesar de mi licenciatura en derecho y mi amplia experiencia. Vuestro blog y vuestra filosofía de vida me parecen apasionantes. Seguid contando, y un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  6. Mucha suerte en esta nueva etapa!!!
    Un abrazo,

    ResponderEliminar
  7. ¡Cómo pasa el tiempo!, ¿de verdad lleváis ahí ya 10 días? A mi se me han pasado volando sin enterarme. Espero que vuestra nueva casa sea mejor que esa especie de loft, por llamarlo de alguna manera. Al menos espero que no tenga tantos bichos cuñá!!!Qué suerte haber podido coincidir con tanta buena gente, me alegro que así tengáis compañía mutua. Besos a los dos.

    ResponderEliminar
  8. Bueno me alegro que ya estes mas contenta Elena, todo requiere su tiempo. Y me imagino que ya en la nueva vivienda, estareis mas comodos y con agua corriente.
    Veo en las fotos que hay mucho verde, crei que seria un sitio mas seco y con poca vegetacion.
    El Pangolin que es un bicho que anda suelto por ahí? Que asco, por Dios.
    Siento lo de los mosquitos, debe ser muy molesto estar tol dia rascandose.
    Po si Elena tu has toa las fotos que puedas, mientras que no te vean!!!!!!!
    Bueno hasta el proximo, BESITOSSSSSSSSSSS

    ResponderEliminar
  9. JAJAJAJAJAJAJAJAJA...........
    Ahí, ahí que os piquen, que os pique muchos los mosquitos, que es eso de esta un día aquí otro allí, mañana me levanto en Sudamérica, pasado en Norteamérica, más os tenían que picar y no solo los mosquitos también el Pangolín que tiene que dar buenos bocados...............
    Aprovechad la experiencia y disfrutad a tope, ( aunque esta vez haya que currar un poquito, que no pasa naaaaaada ), ánimo y seguid contando.
    Oye Pablo! no soy medico pero para la Malaria el mejor medicamento es un Gin Tonic ( por lo de la Quinina ) y ya se que lleva poca dosis, pero eso se soluciona aumentando la frecuencia en las tomas......................

    Un beso muy gordo para los dos de los cuatro.

    2+2 no son 4

    ResponderEliminar
  10. hola!!!! me encanta leer vuestro blog..porque demostráis no todo en la vida es casarse y tener niños !!!! (con mi respeto para quien lo haga) yo tengo mi trabajo fijo, pero no descarto algún día pedir excedencia y vivir un tiempo por ahí, dando tumbos....seguid escribiendo que animáis a la gente que como yo es un poco indecisa para estas cosas....saludos dsd malaga.

    ResponderEliminar
  11. No sabía que ibais a estar sólo hasta marzo, tenéis poco tiempo entonces para recorrer África entera :P

    Qué guay el pangolín, dice Reme que de qué se alimenta y que si muerde. Que si se alimenta de cucarachas que os agencieis uno :D

    Blo, ¿sabías que ése es el animal de la próxima versión del Ubuntu? :)

    Besos.

    ResponderEliminar
  12. hooola. estamos en cuzco y mañana vamos a machupichu...estamos aqui y cada dos por tres pienso cuadno lei vuestra ntrada de esta zona y me apunte un monton de informaciones....y aqui estamos :D.
    Que de cosas estais viviendo...apreder mucho mucho que vuetsro tiempo ahi tambien pasara. bss carmen de zurich

    ResponderEliminar
  13. Nelson
    Ustedes chicos sí demuestran ser los verdaderos hijos de la ¨Madre Patria¨¨... sigan apoyando a nuestros hermanos guineo ecuatorianos. Yo también pienso hacerlo un día no muy lejano.

    Abrazo fraterno...Desde Managua, Nicaragua.

    ResponderEliminar
  14. Nelson
    Ustedes chicos sí demuestran ser los verdaderos hijos de la ¨Madre Patria¨¨... sigan apoyando a nuestros hermanos guineo ecuatorianos. Yo también pienso hacerlo un día no muy lejano.

    Abrazo fraterno...Desde Managua, Nicaragua.

    ResponderEliminar
  15. Hola a todos !! Soy Nestor de Buenos Aires y soy un ivestigador de culturas y de formas de vida. Mi sueño es poder viajar por el mundo y ayudar a las personas. Me gusto muchísimo este post y les doy ánimos porque siempre hay desafíos al viajar a una tierra desconocida y realizar sacrificios de todo tipo, sin embargo, todo eso es recompensado cuando podemos los frutos de nuestros esfuerzos y los demás nos agradecen. Un abrazo y espero que puedan tener más oportunidades como estás para demostrar el buen trabajo que pueden realizar tanto en el àmbito de salud como en otros. =)

    ResponderEliminar
  16. Hola
    Quisiera q me ayudaran a mi hijo de 22 años le ofrecieron un trabajo en bata en un hotel q se llama suites del mar. Somos españoles, las condiciones son extraordinarias y me parece muy bonito todo pero no me termina de gustar la idea ya q entró a investigar si existe el hotel y no lo consigo en internet. Tengo miedo por muchas cosas. Me podrían ayudar

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola!!! pues nosotros no conocimos ningún hotel que se llamara así y una amiga que ha ido varias veces después tampoco lo conoce, y es bastante raro que no haya ninguna información en internet. Si la oferta es muy buena yo pediría referencias antes de ir, que os manden la web del hotel, a qué grupo pertenece, pedir toda la información posible, si es una cadena internacional o un hotel grande y real como para contratar un expatriado deben tener una web, así que no tendrán problema en facilitarla y si no se la dan es un poco raro la verdad. No se qué más decirle, mucha suerte!

      Eliminar
  17. Buenas! Me llamo Almudena y me gustaría saber como conseguir trabajo de enfermera allí...

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Pues ni idea, cuando estuvimos nosotros el hospital de la paz de Bata tenía enfermeras españolas. Busca en Google imagino que si hay algo será ahí. SUERTE!

      Eliminar