SOS Necesitan vuestra ayuda en Camboya


Hola a todos. Os escribimos desde Camboya. Pero este post no es para contaros nada, es simplemente para solicitar vuestra ayuda. Nos encontramos en un país marcado por la pobreza y por una historia terrible demasiado reciente. Ya hablaremos de eso en el siguiente post. Éste es sólo para contaros que hemos conocido un orfanato que se encuentra a las afueras de Siem Reap. Este orfanato tiene acogidos a 47 niños de entre 6 y 18 años, y esta tarde hemos estado allí con ellos. Lo que hemos visto nos ha impresionado bastante, tanto que no podemos quedarnos sin hacer nada, no podemos menos que echarles una mano.
Y éste es nuestro medio, nuestro recurso, y a través de él acudimos a todos vosotros.
Estos niños son huérfanos o provienen de familias numerosas y tan pobres que sus padres no pueden mantenerlos. Algunos de ellos son discapacitados, como So Vy, cuyo cuerpo se encuentra completamente achicharrado por un accidente de tráfico en el que se quemó por completo. Todos estos niños y sus cuidadores viven en un solar de unos 500 metros cuadrados. Allí, gracias a donaciones de personas que han visitado Siem Reap y han querido ayudarles, han construido dos chozas que sirven de escuela y un techo con un escenario para que hagan representaciones de danzas típicas. Los niños representan éstas danzas todos los días a las 6,30 de la tarde. La entrada es gratuita y sólo se pide una donación. No reciben ayudas del gobierno, sólo las donaciones de las personas que deciden echarles una mano. De vez en cuando tienen voluntarios pero son turistas que llegan a Siem Reap, les conocen y deciden trabajar allí durante una o dos semanas. Los voluntariados largos son más escasos. Los niños duermen en el suelo, sobre las tablas del escenario. Unos voluntarios han construido un baño con una ducha. Tienen fotos de las personas que han donado cada cosa: en la escuela una foto con el nombre y el país de la persona que lo donó, igual con los baños, con el escenario, con las bicicletas... Para conseguir la comida salen a los campos, van por los pueblos y hacen su representación a cambio de donaciones de comida, de sacos de arroz y productos básicos para la alimentación. Hoy, cuando hemos ido, sólo había 17 niños, los demás estaban actuando por los campos para conseguir comida.
La labor que están haciendo allí con esos niños nos ha puesto los pelos de punta, no tienen ningún recurso! Es increíble!
Llegamos allí a las 6 para ver el espectáculo. Nos recibieron en la puerta y con mucho cariño nos enseñaros las escasas instalaciones y nos presentaron a todos los niños. Eramos los únicos turistas, no había ninguna otra persona de fuera del horfanato. Los niños estaban vestidos, esperando a que llegara alguien. Nos sentaron en sillas de plástico y comenzó la función. Estaba muy bien preparada, con un vestuario muy bonito y tan bien ensayado que no perdían el compás. Cuando terminaron nos pusimos a jugar con ellos, a cantar canciones, a bailar, a jugar!! y no sabéis lo que se rieron, no paraban de reírse, de hacer el tonto, nos cantaron canciones y nosotros a ellos, nos hicimos fotos, pasamos un rato inolvidable. Pero lo más inolvidable es que no podíamos irnos de allí, era increíble verlos, agarrados a nuestras piernas, pidiéndonos un beso, diciéndonos “por favor, volved mañana” y “I love you” con abrazos y besos que venían por todas partes. Era imposible irse, no paraban de darnos besos y abrazos, pero todos, era algo tan estremecedor que cuando nos marchamos nos quedamos en silencio, intentando asimilar lo que acabábamos de vivir. Ha sido un momento muy emotivo, todos los niños tan sonrientes, mirándote a los ojos y pidiéndote que te quedes. Y verlos allí, sin nada, durmiendo en el suelo sobre el escenario y viviendo sobre la tierra. No tengo palabras, de verdad que lo que hemos visto hoy hay que verlo con tus propios ojos.
Y por qué acudimos a vosotros? Porque quizás podamos hacer algo. Están intentado reunir dinero para construir una casa donde los niños puedan vivir y dormir. Necesitan 6000 euros más o menos. Sabemos que no podemos conseguir tanto dinero pero quizás podamos ayudar con algo. Y hemos pensado que quizás alguno de vosotros quiera colaborar con estos niños que no tienen nada. El método será el siguiente: vamos a poner nuestro número de cuenta. Quien quiera y pueda puede ingresar una cantidad, da igual que sean 5 euros. Luego puede escribir una entrada en este post en el que ponga: mi nombre es tal y he ingresado tanto dinero en la cuenta. Al final sumaremos todo lo que se haya ingresado y les haremos entrega a ellos. Haremos una foto del momento de la entrega de la cantidad sumada, podemos escanear el justificante de la entrega, para que os quede constancia a todos de que realmente el dinero les ha llegado. Y como todos podréis ver quién ha ingresado dinero pues no habrá nada oculto en las cuentas, todo absolutamente se entregará a los niños. Quien quiera puede poner su dirección y podemos mandarle por correo un papel de la organización justificando que se ha entregado la cantidad que haya donado. Quién no quiera que se sepa su nombre puede poner solo sus iniciales o “anónimo” con la cantidad que haya ingresado.
Sólo tenemos 3 días para hacer ésto porque, en principio, el domingo nos marcharemos de aquí y queremos dejar el dinero entregado en mano para que no haya intermediarios. El sábado por la noche será el último momento para hacer el ingreso porque el domingo con el importe total que haya lo sacamos del cajero y se lo llevamos.
Se que resulta extraño que aparezca aquí pidiendo ayuda, pero tendríais que haber visto los ojitos de los niños de verdad, a mi me ha dejado impresionada. Parece mentira que esto pueda existir en el mundo, es tan tan injusto. Bueno, os doy las gracias a todos y si al final no podemos recopilar ningún dinero pues no pasa nada, pero al menos lo hemos intentado. Os mandamos un beso a todos.
NUESTRO NUMERO DE CUENTA ES: 0030 4369 11 0000032271 BANESTO
PD Pondremos más fotos del lugar pero más adelante porque hoy era de noche y no había luz, cuando volvamos haremos fotos de todo para que lo veáis. MUCHAS GRACIAS A TODOS!!!!

Pablo Troncoso Web Developer

Isla de Sulawesi, llegar hasta el área Tana Toraja y asistir a sus extraños funerales


Estamos en la zona Tana Toraja. Cómo hemos llegado hasta aquí es toda una odisea porque esta zona está muy alejada, no es muy turística y tiene malas conexiones.
Tana Toraja está en la Isla de Sulawesi, casi en el centro. Para llegar allí primero tienes que volar hasta Makassar, la ciudad más grande de la Isla y que está justo en el extremo sur de la misma. Volamos desde Denpasar, en Bali, y llegamos a las 9,30 de la noche. Nos habíamos reservado un hotel por internet llamado Makassar Golden que costaba 30 euros, porque al llegar tan tarde es complicado ponerse a buscar en una ciudad que no conoces.
Cuando llegamos al aeropuerto y antes de marcharnos de él, preguntamos si había algún vuelo que nos acercara a la zona de Tana Toraja. Nos dijeron que si, que había dos vuelos semanales y que uno de ellos salía a la mañana siguiente a las 9 pero claro, la ventanilla ya estaba cerrada y no podíamos comprar el billete. Las alternativas eran 9 horas de autobús o ese vuelo, había que cogerlo como fuera. Decidimos llamar por la mañana temprano a las 7 al aeropuerto para preguntar si había sitios disponibles y si nos decían que sí, salir corriendo para allá. Cogimos un taxi rumbo al hotel y el taxista nos dice “ummm hotel Golden, good hotel good hotel”. Y cuando llegamos, efectivamente, era un hotel fantástico, con todo el personal uniformado en la recepción y sus grandes espejos. Por 30 euros, con desayuno y justo en el centro de la ciudad, genial. Cuando llegamos a la habitación era muy bonita, pero nada más abrir la puerta nos asaltaron dos lagartijas que andaban a sus panchas por el suelo. Yo, que odio todo tipo de bichos, me puse a gritarle como una loca al botones que tenía que cazar a las dos lagartijas y allí ves al pobre hombre, totalmente uniformado con su chaqueta blanca de cuello mao, su falda y su turbante revolcado por el suelo cazando lagartijas a las 12 de la noche. Sólo consiguió atrapar una, la otra, para mi desgracia, durmió con nosotros toda la noche.
A las 7 de la mañana llamamos al aeropuerto. La persona que nos atendió no hablaba muy bien inglés y no estábamos muy seguros de que nos hubiera entendido, sólo sabía decir que era un avión muy bueno de origen español (vaya garantía). Sin tenerlas todas con nosotros nos levantamos corriendo, cogemos un taxi y nos plantamos en el aeropuerto. En la ventanilla nos dicen que si, que hay asientos, que sólo hay un pasajero más así que somos 3. El vuelo dura 45 minutos y cuesta 14 euros. Lo compramos, el hombre nos pregunta nuestros nombres, los escribe en un papelito y nos dice que vayamos a embarcar el equipaje.
Era todo un poco sospechoso pero no había otra, teníamos que coger el vuelo. La chica de la ventanilla de facturación tenía una perla de cada color en cada diente, algo muy bonito y estético, y además de hacernos pagar 2 euros por el sobrepeso de equipaje (sólo se permitían 10 kilos) nos preguntó de todo sobre nuestras vidas, si estábamos casados, si teníamos hijos, se ve que le picó la curiosidad. Nos dice que no nos asignará asiento porque podemos elegir dónde sentarnos, total, sólo éramos 3 personas en el vuelo.
Ante la duda de si al final volaríamos o no, nos dirigimos a la puerta de embarque a esperar. A la hora indicada se dirigió a nosotros un chico que muy solemnemente nos dijo: por favor, embarquen por la puerta 5. Que no se para qué tanta solemnidad si sólo estábamos los dos. Pues solemnemente nos bajaron por una escalerita hasta la pista y nos dicen que tenemos que ir en un autobús hasta otro aeropuerto. En el autobús ibamos nosotros dos, el tercer pasajero (en breve se convertirá en protagonista de la historia jeje), el piloto, el copiloto y la chica con los dientes de perlas de colores, que fue todo el camino señalándonos y supongo que contándole al piloto toda la información que nos había sacado antes. Para nuestra sorpresa el piloto llevaba una bolsa con 6 paquetitos,esperábamos que nuestras sospechas no se confirmaran. Salimos del aeropuerto por un camino por el campo hasta llegar a nuestro nuevo aeropuerto: literalmente un hangar en el que había 4 aviones de hélice súper pequeños, de los cuales 3 estaban medianamente nuevos y uno terriblemente viejo. Y cual era nuestro avión? Bingo! por 14 euros qué mas podíamos pedir?. Nada más llegar nuestras sospechas se confirmaron: los paquetitos que llevaba el conductor en una bolsita de una panadería eran nuestro desayuno: un bollito, una barrita de chocolate y un vasito de agua para cada uno. El avión sólo contaba con 20 asientos. Nos dieron unos cascos inmensos para evitar el sonido por el camino. Tras unos minutos de preparación el avión empezó a correr por la pista y echó a volar. La experiencia fue muy bonita y una descarga de adrenalina.
ESTE ERA NUESTRO AVION, PURA IMPORTACION ESPAÑOLA
Pablo Troncoso Web Developer

Ferry a Lombok, barco a Gili Trawangan y vuelta a Ubud


Hoy se cumplen 8 meses desde que salimos de España.
Nos fuimos de Bali en un barco hacia Lombok, otra de las 13000 islas de indonesia. Esta es mucho más desconocida que Bali, Java o Sumatra. Contratamos todo el transporte por 9 euros: nos recogieron en el hotel, una hora y media de minibús hasta el puerto, luego 5 horas en el ferry y luego otra hora en minibús hasta Senggigi, el pueblo al que nos dirigíamos. Hay una lancha rápida para turistas que tarda como 2 horas pero cuesta 35 euros y la verdad, al final nos resultó bonito y nada pesado viajar en el ferry para los locales.

EN EL FERRY CAMINO DE LOMBOK
Pablo Troncoso Web Developer